Decía Albert Einstein..Muy pocas personas son capaces de expresar con ecuanimidad opiniones que difieran de los perjuicios de su propio medio social, y la mayoría de los individuos ni siquiera llega a formar tales opiniones.